Si no puede ver la información haga click aquí
e Newsletter
 
 

La Frase VIVA de Hoy: Si el Invierno dijese: "En mi corazón está la Primavera", le creerías?  Gibrán Jalil Gibrán

 
1

PRIMERO SEXO, DESPUES AFECTO
Extraído del Libro Intimidades Masculinas
Walter Riso

Si a un hombre común y corriente una mujer desconocida y muy atractiva, tipo Kim Bassinger o algo similar, le pidiera de buenas a primeras que tuvieran relaciones sexuales, no me imagino al supuesto señor diciendo: “No sé… Nos acabamos de conocer… Soy un hombre casado…” o “Hágame el favor y respete! ¡Por quién me ha tomado!”, o “Lo lamento Kim, pero no te amo”. La gran mayoría de los hombres, en semejante disyuntiva, no dudaría un instante en tirarse al ruedo sin importarle demasiado las consecuencias; al menos, no habría mucha repulsa. Más aún, el estereotipo social del hombre viril y dispuesto no deja demasiadas opciones: un hombre que no acepte las insinuaciones femeninas es definitivamente “dudoso”, además de poco caballero. Ésa es la premisa de todo buen semental que se precie de serlo. continua...

EL BUEN AMANTE
Extraído del libro Intimidades Masculinas
Walter Riso

Muchos hombres inseguros y con problemas de autoestima se acercan a lo sexual con la idea de probarse a sí mismos qué tan hombres son. Cuando se topan con una feminista de avanzada, que exige placer sexual a lo macho, estos varones no disfrutan por quedar bien y cumplir el papel de un desmedido e incasable amante, que más se parece a un “consolador” automático que a un hombre haciendo el amor. Todavía hay varones que miden su masculinidad por el rendimiento sexual cuantitativo que logren alcanzar. Por ejemplo, una creencia que aún se fomenta en el ambiente masculino es que la eyaculación retardada es una de las cualidades básicas que todo buen amante debe poseer para satisfacer a una mujer: “Cuanto más me demoro, más gozan”. Esta afirmación, además de incorrecta, muestra un claro desconocimiento de lo femenino. Para la mayoría de las mujeres, el eyaculador retardado, aunque pueda producir satisfacción sexual, deja serias dudas afectivas: “Será que no me desea o no le gusto lo suficiente y por eso demora la eyaculación?” o “Si realmente me deseara mucho, no aguantaría tanto”. Un hombre sexualmente aguantado no es sinónimo de buen amante, ni mucho menos. Incluso ciertas mujeres pueden llegar a preferir a un eyaculador precoz, porque se sienten más deseadas: “prefiero saber que se muere de ganas por mí, a satisfacerme sexualmente yo sin que él pueda venirse”. continua...

1
 

CONFORMACION DE LA PAREJA

LA MAGIA DEL AGUA

 

TODO, ES POCO PARA MÍ

LA CONCIENCIA

NUESTRO ROSTRO…NUESTRA ALMA

LOS PRINCIPIOS DEL EXITO 1

Quien se ha llevado mi Queso

El Poder de la Intención (Autoayuda)

Conversaciones con Dios (Espiritual)

 
 
   
   
No recibir más correos [SUBSCRIPTIONS] Enviar este correo a un amigo
Me enviaron éste correo y quiero registrarme